Secretos de belleza » Abdomen plano a cualquier edad

Por LETICIA CARRERA
22 de mayo de 2017

Abdomen plano a cualquier edad

A todas nos gusta tener un abdomen plano y definido y más de cara al momento bikini. Y algunas pensaréis …por suerte este año están de moda los bañadores! Y es cierto éstos esconden la flacidez y las ondulaciones de la piel, pero no sé si nos hacen mucho favor en cuanto al volumen…

Los embarazos estropean nuestro abdomen, y sobre todo si hemos tenido como es mi caso más de uno. Flacidez, dilatación de la piel alrededor del ombligo que se queda más feo, exceso de grasa, distensión muscular,… estos son algunos de los problemas que nos encontramos después. Pero también la menopausia hace estragos en nuestra tripa, porque aumenta su volumen de repente y la edad nos resta firmeza. Así que a continuación os doy algunos consejos para superar con nota el momento bikini en función de cada edad:

De 18 a 30 años.

Son los años en los que suelen aparecer las primeras estrías y los cambios hormonales propios del final de la adolescencia pueden provocar retención de líquidos y celulitis. Suele ser habitual que muchas mujeres a esta edad no cuiden lo suficiente su alimentación, abusen de grasas e hidratos de carbono, lo que se traduce en una acumulación de toxinas y celulitis.

Además de cuidar la alimentación e integrar en nuestra rutina la práctica de ejercicios abdominales os recomiendo realizar tratamientos para eliminar la retención de líquidos, como el drenaje linfático manual o la mesoterapia que logra un efecto drenante.

Para la celulitis incipiente propia de esta edad recomiendo ondas de choque que eliminan la acumulación de las toxinas entre las células que provocan la celulitis y el aspecto acolchado de la piel.

De los 30 a los 45

Es la edad reproductiva por excelencia, así que los problemas derivados del postparto, como exceso de volumen, estrías o flacidez, son los principales problemas estéticos del abdomen en esta época. El secreto para que no hagan mella en nuestro abdomen es el cuidado tanto en el embarazo como justo después del parto.

Para combatir el exceso de grasa os recomiendo combinar técnicas reductoras en función de las necesidades de cada persona, ultrasonidos HIFU o láseres lipolíticos.

La práctica de ejercicio diario es muy importante para conseguir nuestro objetivo, tras el parto los hipopresivos son fantásticos. Caminar los famosos 10.000 pasos al día, el running o esa clase que tanto os gusta en el gimnasio os hará también estar en forma.

El otro complemento básico es la alimentación: disminuir la ingesta de alcohol, cumplir los horarios de las comidas, tomar abundantes frutas y verduras, priorizar la ingesta de proteínas bajas en grasas como el pescado, pollo o pavo sobre las carnes rojas, complementar la dieta con suplementos nutricionales y evitar los alimentos que nos pueden dinamitar el objetivo (lácteos enteros, embutidos grasos, fritos, bollería industrial y dulces, zumos o refrescos azucarados, comida precocinada o rápida).

De los 45 a los 50 años 

Son los años en que se comienzan a sentir los primeros efectos de la menopausia y cuando se produce un cambio en la distribución de la grasa corporal acumulando la mayor cantidad de grasa en el abdomen y zona de los flancos.

Técnicas como el láser lipolítico, los ultrasonidos focalizados o la electroestimulación para tonificar la musculatura pueden ayudarnos, y ejercicios suaves como el yoga o pilates.

Al problema del exceso de volumen en la zona del abdomen hay que añadir la aparición de la celulitis blanda fruto de los cambios hormonales de esta época y a la flacidez que ahora se acentúa debido a que nuestro cuerpo deja de fabricar colágeno poco a poco.

¡Hasta la semana próxima!

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest


Publicado en la categoría: Belleza,Leticia Carrera

Añadir Comentario

Requerido

Requerido, (oculto)


− cuatro = 3

Trackback this post  |  Siga los comentarios en RSS

Por LETICIA CARRERA

css.php